ActualidadAraucaníaCautínMedioambientePueblos Originarios

Vecinos buscan frenar destrucción de Humedal Pumalal

Miembros de la comunidad Juan Quintrileo, junto a la abogada Dra. Manuela Royo, presentaron un Recurso de protección para detener las obras de una empresa constructora, que desde fines de marzo ya habría destruido unas 2 hectáreas del santuario natural.

Publicidad Publicidad

 

Presentación de Recurso de protección del Humedal Pumalal.

Vecinos y miembros de la comunidad mapuche Juan Quintrileo, vecinos al humedal Pumalal, en la comuna de Lautaro, denunciaron el grave daño ambiental generado por una empresa constructora, que a fines de marzo comenzó a operar en el santuario natural y que a la fecha, aseguran los vecinos, ha destruido parte del humedal.

Yasna Millalen, integrante de la comunidad Juan Quintrileo acusó que “se taló aproximadamente dos hectáreas de bosque nativo, por la empresa constructora Llaima y el dueño del lugar”. La representante de los vecinos del sector reconoció que se trata de un predio privado, pero advirtió que “no tenían un plan de manejo que acreditara la intervención”, por lo que con los vecinos “nos organizamos para proteger el humedal”.

Un grupo de representantes de la comunidad llegaron hasta la Corte de Apelaciones de Temuco para presentar un Recurso de Protección, con el objetivo de proteger el sitio natural y detener las obras.

Manuela Royo, abogada representante de la comunidad vecina al humedal, y miembro de Movimiento de Defensa por el Acceso al Agua, la Tierra y la Protección del Medioambiente (MODATIMA), calificó como “sumamente grave” el hecho denunciado, y detalló que “a fines del mes de marzo (los vecinos) se percataron del ingreso de distintas maquinarias al interior del humedal Pumalal. Estas maquinarias, pertenecientes a la constructora Llaima Araucanía Spa, ingresaron al humedal y, sin existir un plan de manejo ni autorización previa destruyeron dos hectáreas de bosque nativo”, lo que motivó la presentación del Recurso de Protección, considerando que los humedales, por definición, “son santuarios naturales”.

Millalén relató que se sienten violentados por la destrucción del lugar y vulnerados en su derecho a vivir en un entorno natural, y argumentó que en el humedal “se encuentran plantas medicinales, especies nativas amenazadas, como el monito del monte, huillines, aves rapaces y especies con uso ancestral, como el canelo”. Manuela Royo agregó que estas especies de flora y fauna, “se encuentran dentro de la estrategia nacional de protección de la biodiversidad vigente hasta 2030” y además, la destrucción del humedal “afecta el derecho de vivir en un medioambiente libre de contaminación, ya que la protección de los humedales es parte de este derecho”.

En el Recurso, se solicita al Tribunal de alzada una Orden de no innovar, “con el objetivo de que se detengan estas obras”. Mientras, se evalúa “la presentación de una demanda por daño ambiental ante los tribunales ambientales, para que se resarza el daño causado al Humedal Pumalal”, adelantó Royo.

Constructora Llaima Araucanía Spa en Humedal Pumalal.
Publicidad
Botón volver arriba
Cerrar